"De Argentina para el mundo..."

A poco de ganar las elecciones por el 54%, sugerí que debíamos Ver venir la administración de la presidente.

Lamentablemente, somos muchos los ciudadanos (no habitantes) quienes notamos que estamos y vamos mal…

¿Hacia dónde nos dirige la presidente de todos los argentinos…?

El pueblo quiere saber

...
Ver venir


Caricatura de Alfredo Sabat

sábado, 23 de septiembre de 2017

viernes, 22 de septiembre de 2017

Juegos de seducción Parte II

Fueron muchos quienes me reclamaron continuidad a Juegos de Seducción
Solo daré las razones del título.
Recordemos que ambos son nacidos en la década del ’40.
Son setentones.
Existe un refrán: Con los años, las virtudes y defectos se acentúan.
Ergo sí alguno de ellos es cauteloso y el otro espontáneo, se reunieron  para conocerse.

El “cauteloso”  fue Dustin.
Úrsula le abriría las puertas de su hogar sin conocerlo personalmente.
Los interrogantes lo acosaron  excesivamente.
Sentía que estaba patinando en una pista de hielo, con patines de 4 ruedas.

Por esa sensación resbaladiza  llegó  90’ “antes” de lo convenido.
Sí algo no era cómo se imaginaba, se excusaría y se iría rápidamente.

Como Úrsula es nacida bajo el signo de Acuario (Armonía, entendimiento, simpatía, confianza, ni falsedad ni engaños), sin saberlo  lo obligó a sentarse para que no siguiera sintiendo esa sensación  de la pista de hielo…

Dustin geminiano: Dualidad de la mente, capacidad de ver las dos caras de una misma moneda, su versatilidad y sus interrogantes mentales, lo atornillaron  durante esas 6 horas.

Ambos  ¡se estaban estudiando!

Y lo siguen haciendo…

Esencia de Escorpión

“Nada me han enseñado los años
siempre caigo en los mismos errores
otra vez a brindar con extraños
y a llorar por los mismos dolores” José Alfredo Jiménez

La Cámpora, aquél rejuntado de jóvenes con el cerebro tan lavado como para reconocer el liderazgo de Máximo Kirchner y ofrecerse como “pibes para la liberación” ladrona e imaginaria que constituyó el verdadero objetivo político de los pingüinos, debe sentirse como la rana que, mientras transporta al escorpión a través del río, es picada por éste. Cuando el batracio lo mira asombrado, ya que ambos morirán, el insecto le explica que envenenar está en su naturaleza y, por eso, era inevitable.

Cristina Elisabet Fernández, desesperada ante la certeza de su inminente derrota frente a Esteban Bullrich en la carrera senatorial por la Provincia de Buenos Aires y por la inminencia de su calvario penal, ha decidido prescindir de los imbéciles lobotomizados, de los que tanto ha dicho enorgullecerse, para recostarse en los intendentes del Conurbano que aún dicen responderle.

Pero como esta autoproclamada eximia política tiende a equivocarse reiteradamente, es probable que, a último minuto, muchos de esos mini-gobernadores ordenen a sus fieles cortar boletas y, de tal forma, conservar la mayoría en cada Concejo Deliberante. Ya lo hicieron cuando vieron arder las barbas del kirchnerismo en 2009, 2013 y 2015; y resulta lógico que lo hayan hecho, toda vez que ese organismo legislativo tiene la llave para que el Intendente conserve su cargo.

Otro ámbito en el cual el kirchnerismo se está identificando con esa esencia de escorpión de su líder se desarrolla en la ciudad de Buenos Aires, donde continúa la toma de colegios secundarios. Los chicos que encabezan la protesta desnudan, en las distintas entrevistas que realizan los medios de prensa, lo absurdo de las consignas que repiten hasta el cansancio, provenientes de los chips que les implantan los adultos; en general, dicen oponerse a cosas que “podrían” suceder, sin explicar por qué las pasantías laborales (en realidad, formativas) durante el quinto año los perjudicarían.

En ese teatro, y en el que están construyendo los falsos mapuches en el sur, con el patrocinio de las FARC y de Sendero Luminoso, se está poniendo en juego la autoridad y la majestad del Estado para imponer las leyes. Resulta repugnante que algunos jueces prohíban a las autoridades ministeriales denunciar penalmente a los jóvenes que impiden a sus compañeros entrar a los colegios para estudiar o, peor aún, que hagan retroceder a las fuerzas policiales cuando deben ingresar a un sector del territorio nacional en el que impera, por la fuerza, la inventada soberanía del famoso “terreno sagrado”.

Para entender a qué nos enfrentamos, tal como reconoció el Senador Miguel Pichetto, debemos retroceder a 1975, cuando el ERP, apoyado luego por Montoneros, intentó transformar a Tucumán en una zona “liberada” para recibir el reconocimiento internacional. Quienes lo evitaron, siguiendo órdenes legítimas de un gobierno democrático, elegido por el mayor porcentaje de votos que registra nuestra historia, están siendo juzgados, y condenados, en procesos amañados por los mismos terroristas de entonces.

Lo único cierto hoy, a un mes de las elecciones legislativas, es que Cambiemos se ha transformado en una alianza fuerte que dominará el escenario político durante los próximos años; esta semana, en una charla que me tocó dar en la sede de uno de los partidos que la integran, me preguntaron cómo veía el futuro del PRO. Mi respuesta, obviamente, comenzó por la historia.

El origen de todas las formaciones políticas tuvo un origen socio-económico. El Partido Conservador fue la expresión política de la clase propietaria de la tierra y fundadora de la República; el Radical, el vehículo de la clase media compuesta por los hijos de inmigrantes para acceder al poder; y el Peronista, fue la construcción de su líder para, con el respaldo de los obreros industriales, instalarse hasta hoy en la mitología nacional.

Ese cambio de manos del poder sólo pudo producirse porque los herederos de la élite que estaban destinados a ejercerlo en beneficio de todos, como lo hizo la generación del 80, abdicaron de su obligación. Durante décadas, los patriarcas enseñaron a su descendencia que no debía meterse en política, porque era sucia, y así ésta dejó la administración de nuestro bien más preciado –la propia Argentina- en manos de los peores, generalmente populistas y ladrones.

Antes que se me critique, me permito recordar que el concepto –la conducción de las masas por las élites- es compartido por todas las formas de la izquierda. La Revolución de Octubre, en 1917, fue organizada por veinte rusos decididos, encabezados por Lenin; el asalto al Cuartel de la Moncada, y la consecuente caída de Fulgencio Batista, fue obra de Fidel Castro y de una pequeña compañía de desarrapados asesinos; y los estragos que produjo la guerrilla terrorista en la Argentina de los 70’s fueron protagonizados por un grupo de mesiánicos que creyó, equivocadamente, que las mayorías los seguirían para cambiar para siempre nuestro destino.

Pues bien, la principal virtud del PRO ha sido precisamente esa, es decir, la de atraer a la política a centenares de jóvenes profesionales exitosos, con mucha experiencia y enormes logros en la actividad privada, y comprometerlos en la administración del Estado, a pesar de los magros ingresos que esa actividad les reporta y, sobre todo, a situarse en primera fila para los permanentes ataques y denuncias penales del kirchnerismo más acérrimo.

El Gobierno instruyó a sus funcionarios para que respondan, con demandas por calumnias, a cada una de las falsas imputaciones que reciban. El primer blanco de esta nueva praxis fue el inefable Diputado Rodolfo Tailhade, conspicuo miembro de La Cámpora y del Consejo de la Magistratura, desde el cual protegió a delincuentes como el suspendido Juez Eduardo Freiler, a quien Germán Garavano, Ministro de Justicia, le está exigiendo una millonaria indemnización.

Lo que sigue ocurriendo en Venezuela, en realidad agravándose, va en camino a convertirse en la Cuba de hace ya 70 años. Mientras el mundo miraba para otro lado, Fidel transformó a la paradisíaca isla en un mero satélite de la Unión Soviética. Como instrumento de ella, mientras destruía la economía y pauperizaba a sus conciudadanos, sembró América Latina de movimientos guerrilleros que, en nombre de una supuesta revolución liberadora, sumergieron al continente en un mar de sangre y fuego.

Hoy, obviamente, el mapa geopolítico es otro, pero en Caracas se dan cita Cuba, Irán, China y Rusia, y ninguno de ellos está dispuesto a ceder este nuevo enclave comunista en Sudamérica; habrá que ver si el mundo occidental, que hoy ve jugar irresponsablemente con misiles atómicos a Donald Trump y Kim Jong-un, estará dispuesto a tolerarlo.

Bs.As., 23 Sep 17

Enrique Guillermo Avogadro

Pacto con Irán...

CFK COMPROMETIDA

18/02/2015: Miles de personas se concentraron bajo una intensa lluvia, reflejando una alfombra de paraguas, en la marcha por Nisman.


Nisman "VIVE"

El cuento de la isla desconocida

Sinopsis e interpretación de MARGARA AVERBACH
Como en sus novelas, los protagonistas de El cuento de la isla desconocida, muy bien traducido por Pilar del Río, son el amor y la comprensión humanos
enfrentados a un mundo autoritario y abusivo, 
representado aquí por el rey y su castillo.
Saramago plantea este conflicto básico desde el primer párrafo, donde ya aparecen el hombre que pidió un barco, la mujer de la limpieza, el rey y el palacio (con resonancias de Kafka).
Todo es simbólico en El cuento de la isla desconocida, incluso el título que, como siempre en Saramago, juega con el nombre de los géneros:
Aquí, cuento es cuento de contar y cuento de mentira, y la mezcla de ambos da como resultado una verdad inmensa.

Saramago está hablando de justicia, de política, de vida humana y lo hace a través de la utopía, la mayor de todas las mentiras y la más necesaria.
La búsqueda de la isla desconocida en un momento en que los poderosos dicen que ya no hay islas desconocidas se convierte así en una aventura simbólica, heroica y maravillosa que Saramago sazona con humor y obstáculos cotidianos 
(la basura, la falta de voluntad de muchos, el desprecio de los que no comprenden el deseo de buscarla).
Y si se acepta que, como es evidente, la isla representa una vida mejor, un nuevo comienzo (la palabra utopía no aparece nunca en el cuento, pero la definición de utopía lo recorre todo), es lógico que lo que se cuente sea un principio y no un final, que la estructura sea de final abierto.

En el otro extremo de ese final esperanzado, el palacio del que huyen los dos personajes principales también está lleno de símbolos.
Las dos sillas -el trono por un lado y la humilde banqueta de la mujer de la limpieza por otro- repiten como en un espejo la oposición básica de la novela.
Así, el hecho de que el rey tenga que sentarse en la silla de paja funciona como principio de esperanza porque subvierte la jerarquía.
Pero el símbolo central de la primera parte son las puertas.

La puerta de los obsequios, donde está instalado el rey, 
y la de las peticiones, que nunca quiere atender personalmente, son las dos primeras.
Pero hay una más, la muy importante puerta de las decisiones, que casi nunca se usa pero que lo define todo cuando la eligen.
Así, el palacio y sus muchas entradas y salidas se convierten en un pozo de sentidos de profundidad infinita.

Más allá de los símbolos, lo más fascinante del relato es la forma en que Saramago combina en él un tono general de cuento de hadas - impuesto no por la lengua-, sino por los elementos narrativos: 
Un rey, un palacio, puertas y peticiones, islas desconocidas con anacronismos permanentes y una base político social comprometida, totalmente contraria a la de los relatos con hadas y princesas.
La combinación en sí parece posmoderna por la falta de conflicto, por la facilidad con que conviven los distintos grupos de recursos y elementos.
Y sin embargo, el fondo de esta obra de Saramago es el conflicto.
Este está presente en la mirada piadosa y comprometida de la voz narradora, que no es ni imparcial ni indiferente y que proclama, como siempre en Saramago, su deseo de dar un espacio escrito a los humildes, a los que viven del otro lado de la historia oficial.
Es decir, a las mujeres de la limpieza y no a los reyes.

Esta mezcla diferente, particular, y la seriedad amarga y al mismo tiempo esperanzada que tiñen: El cuento de la isla desconocida, son la marca de fábrica del gran escritor portugués, concentrada aquí en la estructura económica y corta de un cuento.

jueves, 21 de septiembre de 2017

Les presento a Gioconda Belli

Es una escritora nicaragüense que ha cultivado varios géneros.
Durante la dictadura del general Somoza, su postura opuesta le trajo como consecuencia el exilio para evitar ser encarcelada.
Sus destinos fueron México y Costa Rica.
Su lucha por derrocar al régimen opresivo no terminó ahí, ya que más tarde se unió al Frente Sandinista de Liberación Nacional, al igual que otros tantos intelectuales de la época.
Esto la llevó a participar de una larga serie de actividades clandestinas, que fueron desde la entrega de correspondencia al transporte de armas

Uno de sus poemas:

Vestime de amor que estoy desnuda;
que estoy como ciudad -deshabitada- sorda de ruidos,
Tiritando de trinos,reseca hoja quebradiza de marzo.
Rodeame de gozo que no nací para estar triste
Y la tristeza me queda floja como ropa que no me pertenece.
Quiero encenderme de nuevo
olvidarme del sabor salado de las lágrimas
-los huecos en los lirios,
la golondrina muerta en el balcón-.
Volver a refrescarme de brisa risa,
reventada ola
mar sobre las peñas de mi infancia,
Astro en las manos,
linterna eterna del camino hacia el espejo
donde volver a mirarme
de cuerpo entero,
protegida
tomada de la mano,
de la luz,
de grama verde y volcanes;
Lleno mi pelo de gorriones,
dedos reventando en mariposas
el aire enredado en mis dientes,
retornando a su orden
de universo habitado por centauros.

Vestime de amor que estoy desnuda...

Mis deseos

Que todo lo que llegue, 
sea mejor de lo que buscas, 
dure más de lo que esperas... 
Y te haga más feliz de lo que "imaginaste..."

Los unos y los otros

Me sonrío (amargamente) toda vez que CFK y sus seguidores, dicen:
-      -  Es la Justicia quien debe  establecer la culpabilidad o inocencia de los procesados.

-      -   El gobierno de Macri se “excusa” de los delitos de “lesa humanidad” diciendo que son competencia de la “justicia”
-        ...
Pongamos “manos a la obra” y busquemos a esa señora…!!!

Busqué en Google y encontré:


Triste destino el de Argentina 
Dejaron de ser nación
La justicia ha sido "violada" por sus dirigentes


Y dijimos que "estaba BIEN"

 Luego alguien dijo: ¨Dejemos que nuestras hijas aborten si quieren y ni siquiera tienen que decírselo a sus padres¨….
Y DIJIMOS QUE ESTABA BIEN

Luego, uno de los miembros del Consejo Administrativo de las escuelas dijo:
"Ya que los muchachos y las chicas ¨lo van a hacer" - demos le condones a todos los muchachos para que puedan divertirse al máximo y no tenemos que decirles a sus padres que se los dimos en las escuelas…”
Y DIJIMOS QUE ESTABA BIEN

Después alguien dijo: ¨vamos a imprimir revistas con fotografías de mujeres desnudas y decir que es arte ¨una apreciación sana y realista de la belleza del cuerpo¨…
Y DIJIMOS QUE ESTABA BIEN

Ellos tienen derecho a su libertad de expresión... 
Y en Argentina jóvenes de 16 años "toman 30 escuelas"
Y DIJIMOS QUE ESTABA BIEN

Ahora nos preguntamos:
· ¿Por qué nuestros niños están tan alterados, parecen no tener conciencia y no tener capacidad de distinguir entre el bien y el mal?
· ¿Por qué no les preocupa tratar mal a sus compañeros de escuela?
· ¿Por qué no respetan a sus padres ni a sus autoridades en la escuela?
· ¿Por qué tenemos tanta juventud violenta viciosa y muchos de ellos deseando suicidarse?
· ¿Por qué hay tantas familias deshechas, Adulterios, engaños, etc...?
Probablemente, si lo pensamos bien y reflexionando, encontraremos la respuesta.

Tiene mucho que ver con que:

 ¨LO QUE SEMBRAMOS ES LO QUE RECOGEMOS¨

Lógica racional vs lógica emocional



La soberbia de la lógica racional pretende conquistar y opacar la ancestral sabiduría de las emociones...

¡¡¡No lo permitamos!!!