"De Argentina para el mundo..."

A poco de ganar las elecciones por el 54%, sugerí que debíamos Ver venir la administración de la presidente.

Lamentablemente, somos muchos los ciudadanos (no habitantes) quienes notamos que estamos y vamos mal…

¿Hacia dónde nos dirige la presidente de todos los argentinos…?

El pueblo quiere saber

...
Ver venir


Caricatura de Alfredo Sabat

lunes, 18 de diciembre de 2017

ARGENTINA - Constitución Nacional (Reforma 1994)

Segunda Parte
Capítulo Cuarto
Artículo 23

Legislar y promover medidas de acción positiva que garanticen la igualdad real de oportunidades y de trato,
y el pleno goce y ejercicio de los derechos reconocidos por esta Constitución y por los tratados internacionales vigentes sobre derechos humanos, en particular respecto de los niños, las mujeres, los ancianos y las personas con discapacidad.
...
Repito
Legislar y promover medidas de ACCIÓN POSITIVA...
En particular respecto de los niños, mujeres,
¡¡¡los ANCIANOS!!!
La reforma Previsional que pretende IMPONER la administración de Mauricio MACRI y ciertos  gobernadores
NO es POSITIVA
Es INCONSTITUCIONAL
No contempla los tratados internacionales sobre DD.HH.

domingo, 17 de diciembre de 2017

Romance del jubilado y la muerte.

Todos sabemos lo que pasó con las jubilaciones a lo largo de décadas.
El veto del 82%, el incumplimiento de fallos de la Corte, la confiscación de las AFJP.
En otros tiempos los Bocones en pesos y en dólares de Alfonsín, y así siguiendo.
Yo quiero referirme ahora únicamente a la fórmula de aplicación para los ajustes semestrales de los haberes.
Lo más breve y sencillo posible.

La fórmula actualmente en vigencia fue elaborada por Amado Boudou y compañía, y consiste básicamente en determinar los ajustes de haberes según el avance de la recaudación fiscal.
¿Por qué se hizo esto así...?
Porque como la patota de Moreno mentía con los índices, la inflación resultaba una cifra ridícula, en el orden del 8 o 9% anual mientras la realidad la colocaba en torno del 25 o 30%.

Ahora bien, como la recaudación fiscal en líneas generales está vinculada directamente con la tasa real de inflación, esto que comento era una clara señal de la mentira del INDEC pero ocasionaba un perjuicio enorme a los jubilados, lo que generaba un costo político enorme que la ex presidenta no estaba dispuesta a pagar.

¿Por qué la recaudación fiscal tiene relación directa con la inflación real?.
Muy simple.
Si suben los precios aumenta la recaudación de IVA, de Ganancias y de los demás impuestos en general en la misma proporción.
Pero resulta que a su vez la recaudación fiscal tiene otros componentes.
Por ejemplo una baja en los tributos, como la quita de las retenciones a las exportaciones o la suba de los mínimos no imponibles y demás, juega en el sentido inverso al bajar la recaudación y hacer entonces que los ajustes a los jubilados puedan llegar a tener una merma respecto de la tasa de inflación.
En otras palabras: la recaudación fiscal sigue a la inflación en la medida en que las condiciones sean más o menos las mismas.
Si no, puede haber desvíos importantes hacia un lado o hacia el otro.

La fórmula "consensuada" y no votada por la acción de la mafia fascista y sus adláteres, tiene una parte asociada a la inflación (el 70%) y otra a las subas de salarios (30%).
Es un híbrido también pero que impide las distorsiones que mencioné.

Yo escuché al constitucionalista Sabsay decir que una baja en el ajuste de los haberes sería inconstitucional y estimo que tiene razón.

Los sueldos no pueden bajarse porque así está establecido.
Esto más allá de que a lo largo de la historia muchas veces, incluso en nuestro país, los sueldos bajan porque los ajustes que se hacen son sobre la inflación pasada, lo cual significa que a lo largo de todo un año, los trabajadores pierden poder adquisitivo.
El ajuste paritario restituye el valor original, pero no hay "bonos" para la diferencia que fue perdiéndose a lo largo del año transcurrido.
Me gustaría saber qué opina Sabsay de esto.
Pero también puede ocurrir que en un contexto de baja de la recaudación fiscal, el ajuste a los jubilados esté por debajo de la inflación con la fórmula actual, y si ello ocurre también sería inconstitucional.
Sólo pretendo explicar con esto las causas del problema.

No sé cuál es la mejor solución, sólo sé que la barbarie fascista condujo a que se pergeñara una fórmula de ajuste inapropiada.
Que puede haber mala fe, puede haberla.
Claro que sí.
No puedo afirmar que no.
Pero baste recordar que las retenciones a las exportaciones son un impuesto "distorsivo" y transitorio que el propio Roberto Lavagna se encargó de calificarlo mientras él mismo era ministro.
El argumento era la crisis luego de la debacle de 2001.
Y si un impuesto distorsivo se quita, la suba de la recaudación merma.
Y si merma, en posible que el ajuste a los jubilados sea menor.
Es un ejemplo.
Estamos entonces ante un intento de arreglo de otro de los desarreglos producidos por una patota irresponsable, que intentó corregir su propia mentira usando una fórmula mágica.

Pero esa mentira fue la que terminó haciendo que en el país hubiera estadísticamente "menos pobres que en Alemania" y por eso finalmente el inefable Sr. Kicillof dejó de difundir los índices de pobreza, porque prácticamente éramos todos ricos.
Claro, si salarios y jubilaciones subían 25 o 30% por año, y la inflación era del 9, en tres años andaríamos todos en yate y tendríamos una casa con pileta.
Y no está demás volver a recordar que 300.000 jubilados que se murieron sin cobrar los ajustes dispuestos por la justicia durante los años del régimen kirchnerista.
Y esto es así porque muchos de ellos accionaron legalmente ya que sólo se ajustaban las inflaciones mínimas durante varios años, mermando así el poder adquisitivo de quienes no tenían la jubilación mínima.

Otra tarea para la opinión del Dr. Sabsay, ¿no?


Héctor Blas Trillo

Carta leída por Santiago Kovadloff en el entierro de Alberto Nisman, frente a toda la familia del fiscal.

Marcelo Longobardi lo entrevistó en su programa de Radio Mitre y Kovadloff se quebró mientras hacía un relato en el que describió a la perfección lo que se vivió en ese momento.

Marcelo Longobardi: ¿Cómo estás?

Santiago Kovadloff: No se puede estar bien porque, ser testigo y partícipe al mismo tiempo de esta atmósfera y de esta tragedia y tener 72 años, como tengo yo, es estar abrumado por la eternidad de este día en que vive la Argentina a merced del delito, con instituciones frágiles que te impiden sentir que el país haya aprendido de su experiencia.
La sensación de indefensión, no sólo del riesgo de la individualidad, sino la orfandad de un país y la incapacidad que tenemos de aprender de las experiencias.
Todo esto genera una atmósfera que va unida a la tenacidad que uno quiere y debe, y que su dignidad le pide. Pero a merced de una sensación de pérdida, de repetición infinita.
No estoy bien.
La Argentina no tiene rumbo.
No sabés lo que eran los ojos de la hija mayor fijados en los míos cuando yo leía.
La más chiquita no estaba donde estaba.
Su cabecita estaba en otro lado mientras escuchaba la tierra que caía sobre el ataúd de su padre.
Y la carucha de la nena mayor, mirándome.
Su orfandad era también la nuestra…

Con los ojos mirándome a mí, como diciendo "¿de qué estás hablando?".
Y ese cementerio... que como todo es la expresión de una tragedia.
Ese rito judío y esa letanía terrible.
Y esa oración que dice "gracias Señor por haberlo tenido entre nosotros".
Es muy fuerte.
Somos hombres que insisten, y sí.
Insisten e insisten [solloza y se quiebra].
¿En qué?
¡En que las palabras no se conviertan en una basura!

ML: Esta atmósfera que transmitís tiene otra cara. Hay un sector de la Argentina, más o menos visible, que no está en lo mismo.

SK: No está en lo mismo. Habita otro país. Es invulnerable a la magnitud de la muerte.
Es invulnerable al crimen porque lo entiende como parte de una patraña orientada hacia la destitución de un gobierno constitucional.
Es absolutamente impermeable a la verdad de los hechos y se aferra a su ideología con la ceguera del fanatismo. 
Esa dualidad, ese desgarramiento terrible de dos realidades que se confrontan y parecen combatirse entre sí son en el fondo una dificultad muy profunda para hacer de nuestro país un solo país.
Para hacer de nuestro dolor un solo dolor.

Para hacer de nuestra conciencia crítica, la conciencia crítica de un pueblo.

"La Argentina viene demostrando que la política es cómplice del delito"

Santiago Kovadloff

El ensayista Santiago Kovadloff participó del programa Terapia de Noticias y opinó sobre los dichos de Cristina Kirchner sobre la causa AMIA, en donde está acusada del delito de traición a la patria.
La presidenta dijo que la causa está armada sobre "hechos que no existieron".

Por su parte, Kovadloff opinó:
"Estos terroristas no solamente fueron los iraníes que volaron la AMIA, fueron también los argentinos cómplices que facilitaron la voladura de la AMIA, como facilitaron el asesinato del fiscal Nisman".
Y lanzó: "La Argentina viene demostrando, y esperemos que esto empiece a revertirse, que la política es cómplice del delito".

"Los 23 años transcurridos desde la voladura de la AMIA hasta hoy son 23 años en donde no se ha podido terminar de explicitar la responsabilidad que han tenido los gobiernos en el encubrimiento de quienes intentaron contra la AMIA", dijo.

Por otro lado, analizó cómo el Gobierno está manejando la causa y su relación con la Justicia.
"Creo que el Gobierno está procediendo bien, que está tratando de enfatizarlo.
La cuestión de fondo es saber si tenemos suficiente conciencia de que si no hay Justicia no tenemos porvenir, tenemos pasado".
Y agregó:
"No habrá saneamiento político si no hay dignidad jurídica…”
Santiago Kovadloff: (1942-   ) Argentino
Es un ensayista, poeta, traductor de literatura de lengua portuguesa y autor de relatos para niños.
Se graduó en Filosofía en la Universidad de Buenos Aires con una tesis sobre el pensamiento de Martín Buber titulada El oyente de Dios.


Es profesor honorario de la Universidad Autónoma de Madrid, Doctor Honoris Causa por la Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales (UCES) y miembro del Comité Académico y Científico de la Universidad Ben-Gurion del Neguev, de Israel.

sábado, 16 de diciembre de 2017

De la Constitución Nacional (1853/1994)

En ésta patria nuestra, inserta en la democracia a partir de 1816 y regirnos por la Constitución 1853 con su preámbulo y 3 Secciones:
Primera Parte: Declaraciones, derechos y garantías (artículos 1/44)
Segunda Parte:
Autoridades de la Nación – Gobierno Federal
Del Poder Legislativo (Artículos 45/53)
Del Senado (Artículos 54/62)
Disposiciones comunes a ambas cámaras (Artículos 63/74)

Me detengo en el Art. 67:
Los senadores y diputados prestarán, en el acto de su incorporación, juramento de desempeñar debidamente el cargo, y de obrar en todo en conformidad a lo que prescribe esta Constitución…

Lo acontecido el jueves me tiene desconcertada:
De los presentes no tengo en claro quién de todos ellos desempeñó su cargo conforme a nuestra CN 1853/1994.
Los oficialistas (CAMBIEMOS) intentando una Reforma Previsional que perjudica a gran parte de la ciudadanía y la oposición enajenada hasta el paroxismo.

Ruego a TODOS que el lunes asistan, den quorum y voten a favor de sus representados.
De este modo cumplirán con su juramento de desempeñar “debidamente” el cargo por el que los votamos.
Por favor: Basta de escándalos

Si CAMBIEMOS logra imponer su descabellado proyecto, la ciudadanía tendrá la opción de recurrir al Artículo 43: 
Toda persona puede interponer acción expedita y rápida de amparo, siempre que no exista otro medio judicial más idóneo, contra todo acto u omisión de autoridades públicas o de particulares, que en forma actual o inminente lesione, restrinja, altere o amenace, con arbitrariedad o ilegalidad ...

Golpe, ingenuidades y traiciones

Por Enrique G. Avogadro

"Desde 1989 el peronismo dejó de ser un partido o un movimiento para convertirse, más sencillamente, en la herramienta política de un conjunto de gobernantes que, cada uno en su nivel, construyen su poder con recursos del Estado. Esa notable máquina política, engrosada con no pocos tránsfugas, sólo se preocupa por la caja y el poder". Luis Alberto Romero

El Gobierno está pagando, en la calle, el precio de una notable ingenuidad:
Haber silenciado, al comienzo de su gestión, la homérica crisis que heredó del kirchnerismo, tan eficiente a la hora de quemar todas las naves disponibles y el país entero con tal de impedir que explotaran antes del 10 de diciembre de 2015 los miles de minas con las que había sembrado el terreno económico y social.
Nada dijo, cuando debió hacerlo, de las cajas estatales vaciadas para robar con obras públicas y hoteleras,
de los millones de jubilados sin aporte alguno al sistema,
de los departamentos y campos por todo el país,
de las cajas fuertes llenas de billetes, de las financieras rosadas,
de los aviones y autos de lujo, de los robados subsidios a los trenes y colectivos,
de las cuentas en Seychelles, de la apropiación de empresas y actividades enteras,
de la pérdida del autoabastecimiento energético, …

La razón presunta de tal torpeza también fue de una inocencia grave:
Evitar que los inversores se espantaran ante la magnitud del desastre encontrado…
Con eso, mostró ignorar que éstos siempre saben todo acerca del país en el cual planean aumentar su presencia o ingresar.
Las obvias contrapartidas de ese ocultamiento inicial fueron la falta de percepción de la ciudadanía sobre la realidad y la consecuente intolerancia social hacia las amargas pero indispensables medidas que, pese al lógico gradualismo, hubo que adoptar de inmediato.

Otra costosa falta de cintura política fue dejar que los jueces federales intuyeran que la Casa Rosada prefería a Cristina Elisabet Fernández en libertad, para utilizarla como permanente sparring electoral y agente disolvente de cualquier tentativa de reunificación del peronismo, para poder negociar con fracciones de éste y no tener enfrente a una oposición unida y blindada…
El jueves, en torno a sus fieles, volvieron a reunirse muchos de los perdedores del PJ.

También pecó el Gobierno al confiar en los pactos que firmara con los gobernadores, por los cuales estos se comprometieron a obtener de sus diputados una posición favorable a las leyes que el oficialismo –en realidad, la República- necesita con urgencia, al igual que en los acuerdos con los líderes gremiales, a los que aflojó vanamente la bolsa de recursos.
Olvidó así el consejo de un viejo militante del PJ, con la piel curtida en trenzas políticas:
“a nosotros se nos debe cobrar al contado y pagar en cuotas”.
Y quizás la peor fue no informar con claridad y transparencia a toda la sociedad en qué consistía el proyecto de reforma previsional, lo cual habilitó al kirchnerismo, a la izquierda y a los oportunistas de siempre a montarse sobre la natural inquietud de los jubilados a los cuales, convengamos, cualquier alteración de sus magros emolumentos preocupa, y mucho.

Pero, más allá de la ingenuidad, de la torpeza y de la mala comunicación, lo que Argentina está viviendo en las calles desde que Mauricio Macri asumiera, y también en el sur del país con el terrorismo mapuche, es literalmente un golpe de Estado.
Ese golpe no se da solamente en la calle, donde confluyen piqueteros de todos los colores y nacionalidades (la enorme mayoría de los heridos del jueves son extranjeros) –pero un único bolsillo- con los grupos tradicionalmente terroristas de la izquierda radicalizada.
Dentro del recinto de la Cámara de Diputados, el escenario fue mucho peor:
Se juntaron para ejercer la violencia y el patoterismo e impedir el funcionamiento de la democracia, a través de los representantes electos hace sólo dos meses, los delincuentes preocupados por su libertad,
los ladrones de toda laya, los energúmenos representantes de esa izquierda petardista
y los peores tránsfugas del escenario político:
Allí estaban Máximo Kirchner, Agustín Rossi, Leopoldo Moreau, Axel Kiciloff, Andrés Larroque, Nicolás del Caño, Victoria Donda y las grandes figuras del massismo.

Todos ellos, con una cara más dura que el cemento, no hesitaron en interrumpir una sesión legislativa, convocada para tratar la reforma previsional, invocando el imposible respeto al 82% móvil, esa meta que, cuando fue alcanzada por ley durante el reinado absoluto de Cristina, ella vetó sin contemplaciones, mientras falsificaba las estadísticas nacionales para ocultar la inflación galopante que legó a su sucesor.
Ver a esa facción canalla, que convirtió por más de una década el Congreso entero en un recinto donde sólo se levantaba la mano para aprobar sin discusión todos los disparates que sus jefes imaginaban, hablar de la “dictadura” de Cambiemos, que no tiene mayoría en ninguna de las cámaras, no hace más que confirmar los peores pronósticos.
Y más repulsivo fue verlos salir luego, exultantes y a carcajadas, por haber impuesto su voluntad por la fuerza y haber ganado una baza para el destituyente “club del helicóptero”.

Es eso lo que pretenden, que Macri se vaya, y lo conseguirán sin duda si tanto el Gobierno cuanto los ciudadanos de a pie no lo impedimos, con toda la fuerza de la Constitución y de la ley.
Todos debemos cambiar nuestra forma de pensar respecto a la seguridad, en especial las jóvenes generaciones a las cuales el kirchnerismo lavó la cabeza durante toda su gestión.
No podemos permitir un minuto más que los violentos se apoderen de nuestro país y de nuestras calles, y reprimir con toda severidad y firmeza a quienes, una vez más, quieren arrebatarnos el futuro para continuar con el latrocinio miserable que nos trajo hasta aquí.

El Juez Marcelo Martínez de Giorgi archivó, sin siquiera investigarlas, las denuncias que formuláramos el Dr. Eduardo San Emeterio y yo contra Hebe de Bonafini, Estela de Carlotto y las organizaciones de pseudo derechos humanos por la reivindicación de la guerrilla que expresaran en la Plaza de Mayo el 24 de marzo último, mientras convocaban a echar a Macri de la Presidencia…
Sostuvo que pretendíamos limitar la libertad de expresión.
Si, a esta altura estuvieran procesados, tal vez otro ya sería el cantar.

Aplaudo, sin restricción alguna, a la Ministro de Seguridad, Patricia Bullrich, por la forma en que conduce y respalda a las fuerzas bajo su mando, y al Presidente Macri por sostenerla contra todas las críticas.
Lilita Carrió, a quien mucho respeto, cometió una mayúscula estupidez el jueves cuando criticó por excesivo el aparato de disuasión montado en torno al Congreso.
Porque eso fue, un anillo de seguridad para evitar que las hordas de encapuchados, armados con hondas, palos, piedras y bombas molotov pudieran llegar al edificio legislativo, mientras los efectivos que lo conformaron sufrían todo tipo de agresiones; si estos mismos terroristas intentaran acciones similares en Cuba, Venezuela, Bolivia, Rusia o Irán, recibirían algo mucho más definitivo que balas de goma y gas pimienta.

Diciembre es, tradicionalmente, un mes de protestas y piquetes, pero ahora estamos presenciando una gimnasia subversiva y destituyente que, como siempre, busca obtener muertos para usarlos como ariete contra la República. Raúl Sendic, fundador de los Tupamaros, sostenía que había que golpear sin descanso a la democracia burguesa hasta que ésta se hartara y reprimiera, mostrando así al enano fascista que todas llevan dentro.
Eso, nos guste o no, es lo que tenemos servido en la mesa de fin de año…
Espero que sepamos lidiar con ello.


Bs.As., 16 Dic 17

Todas las voces... TODAS

Y no vayan a imaginar que quienes opinan diferente a quienes pergeñaron la reforma Previsional, son golpistas o se volvieron opositores al gobierno del presidente MACRI
Repentinamente…

INTRATABLES PARTEII


Todas las voces... ¡TODAS!

Y no vayan a imaginar que quienes opinan diferente a quienes pergeñaron la reforma Previsional, son golpistas o se volvieron opositores al gobierno del presidente MACRI repentinamente...

INTRATABLES PARTE 1

viernes, 15 de diciembre de 2017

AVISO Importante

Para quien lo suscribe) Corina Ríos

A quienes considero Mis Amiga/os, por el afecto que me une a ellos, sí tenemos opiniones diferentes, las converso personal o telefónicamente.
Desde siempre me comporto con TODOS (amiga/os) y desconocidos, RESPETUOSAMENTE
Esperando reciprocidad...

Viene a cuento por mi férrea posición en el proyecto de la Reforma Previsional.
Es un mamarracho (aparte de INCONSTITUCIONAL)
Sugiero lean la opiniones desapasionadas de constitucionalistas.

Llegaron a decirme “públicamente” que me había aliado a los KK’s, Massa, Victoria Donda, etc.
Nada más lejano de semejante disparate.
Siempre voté a CAMBIEMOS.
También, escribí en mis muros y blog, que no les daba un cheque en blanco.

Me angustia exageradamente que nuestro presidente haya evaluado realizar un DNU para lograr una inconstitucionalidad.

Logró retrotraerme al “ungido presidente Duhalde” y su DNU-214/2002 por el que nos confiscó INCONSTITUCIONALMENTE a 2 millones de ahorristas de la tercera edad, 65.000 millones de dólares.
PD: Sugiero a quienes difieran con mis criterios, me borren de sus muros de FACE.

Cordialmente,
Corina Rios